headerphoto

TENSIÓN, IÑAKI, TENSIÓN

Esta última semana hemos podido presenciar en la Región de Murcia el discurso beligerante y contradictorio de los sindicatos de este país. El GOBIERNO ( con mayúsculas) de la Región de Murcia ha tenido que presentar a la sociedad murciana un severo plan de ajuste económico para evitar la bancarrota dentro de unos meses. Un pequeño sacrificio motivado por la desidia y el engaño del gobierno de Zapatero que está asfixiando a los murcianos económica y socialmente, ya nos ha dejado sin AVE. Este ajuste económico contiene una supresión coyuntural de complementos de productividad por un valor de 75 euros mensuales para los profesores y una rebaja en las horas de guardia de los profesionales de la sanidad. También, y esta es la gran noticia, SUPRESIÓN DEL 30% DE LOS LIBERADOS SINDICALES. Ya era hora que alguien tocara este tema con un par de bemoles. Las prebendas de estos "trabajadores" no son intocables como ellos quieren hacer valer. Han montado una rebelión social siguiendo los dictados de sus ideólogos con el único fin de desgastar a un gobierno que está más fuerte que nunca. Han llegado, con la pasividad de la Delegación del Gobierno, a agredir, insultar y perseguir cargos políticos del PP por las calles de Murcia, han escupido, insultado y lanzado huevos a la hija del Presidente, han cercado su vivienda particular, han sembrado el terror por unas horas en las calles de Murcia y Cartagena, y lo peor, que han ultrajado la dignidad y el honor de un padre de familia ejemplar. De todos estos lamentables hechos espero que la JUSTICIA se encargue de poner a todos en su sitio.
Yo lo que quiero hoy es reflexionar sobre las muestras de apoyo públicas recibidas por el Presidente Valcárcel. No he visto ni oído a ningún dirigente del PSOE condenar estos hechos. Tampoco un rechazo a nivel nacional de líderes de  todos los partidos. Una vez mas, Murcia se ha encontrado sola. Espero que los teléfonos a nivel privado hayan sonado, pero lo que es, para el ciudadano corriente, la sensación es que nuestro Presidente ha estado solo, como si encima fuera el responsable de la situación económica de Murcia. Lo vivido en las pasadas fechas recordaba a la España de los años treinta. La tensión de la que hablaba Zapatero hace unos años a micrófono cerrado a su confidente Iñaki...Como la derecha de este país no ande lista, caerán en la trampa. Hay que dejarse de pitos y de gaitas y, sin entrar al trapo, zapatear a toda esta casta de vividores y aprovechados de la política.
Loading...