headerphoto

Los Cuatro Fantásticos

El pasado 14 de Octubre se consumó un episodio vergonzoso, de los muchos a los que nos están acostumbrando en el Congreso de los Diputados, al votarse la tramitación del Estatuto de Castilla la Mancha. Es la consecuencia de la cantidad de despropósitos y disparates que han generado los anteriores Estatutos aprobados y que también son, cuando menos, de dudosa constitucionalidad. Soy hombre de ciencias, no doctor en Derecho, pero la ley escrita y su interpretación no es privilegio de unos pocos. Por ello, y sin entrar en interpretaciones, quisiera cargar de razón “constitucional” a los cuatro valientes y coherentes diputados que no votaron a favor de la tramitación de un Estatuto, que es bueno para Castilla la Mancha, pero que genera enfrentamientos e insolidaridad en el seno del Estado a través de ciertos artículos y disposiciones transitorias.
El artículo 149 de nuestra Constitución dice que : “El Estado tiene competencias exclusivas sobre las siguientes materias…” y en el punto 22 se puede leer: “La legislación, ordenación y concesión de recursos y aprovechamientos hidráulicos cuando las aguas discurran por más de una Comunidad Autónoma, y la autorización de las instalaciones eléctricas cuando su aprovechamiento afecte a otra Comunidad o el transporte de energía salga de su ámbito territorial”.
Los científicos sabemos que no podemos llegar a buenas conclusiones y resultados coherentes y verdaderos si, para ello, partimos de premisas falsas o medio verdaderas. Me explico. No entiendo cómo podemos hacer un buen Estatuto para Castilla la Mancha y España si para ello partimos de premisas que NO SON CONSTITUCIONALES. En el Estatuto de Castilla la Mancha no debiera aparecer ninguna referencia a la política hidráulica que es competencia del Estado, salvo que la Constitución se modifique, cosa que no ha ocurrido a día de hoy. Establecer la caducidad de una obra hidráulica ( el trasvase Tajo-Segura) que da de comer a miles de familias tanto murcianas como manchegas es un acto de traición y sedición al pueblo Español que se regula, hasta el día de hoy que yo sepa, por la Constitución Española de 1978.
Los cuatro fantásticos han cumplido con las reglas del juego. Con su voto negativo demuestran lealtad a la Constitución. Al margen del amor y apego a la tierra murciana, los cuatro fantásticos : Arsenio Pacheco, Alberto Garre, Jaime García-Legaz y Rosa Díez, han votado con la ley en la mano y en la cabeza. Han dicho no a un Estatuto que contiene artículos NO CONSTITUCIONALES y que, de aprobarse, abriría el melón de las reivindicaciones absurdas.
¿Qué padre dejaría que un hijo se guardara un trozo de pan mientras el otro pasa hambre? Ahí está papá Estado, con su Constitución, para evitar todo esto. Viva la Constitución de 1978.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

He descubierto este blog porque me lo ha recomendado un conocido periodista de La Verdad. Me parece muy correcto lo que usted dice en este artículo. Es una pena que el PP quiera cambiar, de repente, la estrategia del agua.

He visto también su ponencia en el congreso de Yecla y me parece usted una persona con seso. ¿Ocupa usted algún cargo dentro del PP?

Desde hoy seguiré entrando a este blog para ver una opinión fresca y distinta a la que estamos acostumbrados.

Saludos desde Cartagena

isabel dijo...

INFORMACION: El psiquiatra Enrique Rojas, católico-creyente, miembro del Opus Dei, que prologa el texto de "Educación para la ciudadanía" en Edit. Casals, NO es, ni ha sido Catedrático de Psiquiatría de la Universidad Complutense de Madrid, ni de ninguna otra universidad de la C.A. de Madrid, jamás. Aunque se identifica así desde 1984.
Actualmente tiene 10 libros a la venta, donde afirma que lo es. ¿Quién se lo permite?.

Inform. Dpto. de Psiquiatría y Psicología Médica de la UCM, tels. 91 394 22 92 y 91 394 14 97; fax 91 394 15 06
Nota: Las cátedras de Psiquiatría sólo existen en las facultades de Medicina.

Aunque parezca que no viene a cuento, viene al pelo con el Estado de derecho.

Jake dijo...

Hola. Soy un simple buscador de verdades y ando perdido. Por regla general defiendo ideas diferentes a las de udsted, pero las leeré y las respetaré, pues ando perdido en muchas de mis apreciaciones, muy posiblemente erróneas. No entiendo ni papa de muchas cosas, así, si no le importa, leeré y comentaré lo que dice, con respeto. Si lee mi blog verá que tengo ideas diferentes, pero esas ideas no son dogmáticas. Un saludo desde el valle del Jerte.

Loading...